De nuevo, la “amenaza” de las urnas: ahora en Italia

El Brexit, la victoria de Trump y la escalada de Marine Le Pen en los sondeos para las presidenciales francesas demuestran, cada uno con sus singularidades, que el descontento de grandes capas de la población está siendo clave para que opciones populistas y cuasifascistas lleguen al poder.

El próximo domingo, cuatro de diciembre, las italianas e italianos están llamados a las urnas para votar una reforma constitucional promovida por el primer ministro Matteo Renzi. Su propuesta resumidamente implica una mayor concentración de poder del ejecutivo italiano limitando el del Senado que mermaría en número de escaños y disminuiría su poder legislativo y pasaría a ser elegido por representantes de los gobiernos regionales y los ayuntamientos. Y también limitaría el poder de las administraciones locales y regionales, sobre todo en lo relativo a los planes de infraestructuras que quedarían centralizados. Leer artículo completo en eldiario.es